El turismo es todo un fenómeno social y cultural de nuestros días. Cada día, miles y miles de personas viajan hasta otros lugares con el fin de aprender algo de su cultura, sus costumbres, su lengua o cualquier cuestión que esté ligada con ello. Otros lo hacen, en cambio, para descansar. En cualquier caso, el objetivo de unos y de otros es el mismo: el de cambiar de aires y dejar de lado una rutina que en muchas ocasiones puede llegar a ser la peor enemiga del ser humano.
Actualmente, entre los principales problemas que tienen los propietarios o usuarios de los parkings que están con terminación de solera de hormigón pulido es el enorme desgaste del que tienen los suelos. El propio desgaste termina dejando como resultado altas cantidades de polvo, además de manchas de aceite y de grasa, las cuales terminan penetrando en la propia solera y no son tan sencillas de limpiar como debería, pues estos suelos, terminan siendo complicados de mantener.