La falta de visitas al dentista estaría detrás de la mala salud bucodental de la población española

La falta de visitas al dentista estaría detrás de la mala salud bucodental de la población española

Los datos son realmente escalofriantes. Hasta un 85% de los españoles sufren, al menos, un problema de salud bucodental. Esto nos sitúa como el país con mayores enfermedades orales de toda Europa. Como siempre, a la cabeza de todo lo malo. Según un estudio internacional de Odontología, entre las principales patologías que padece la población española, se encuentra la enfermedad periodontal. Además, destacan los problemas de placa bacteriana, la caries, el sangrado de encías y la sensibilidad dental al frío o al calor.

En este estudio han participado más de 5.000 personas de cinco países del sur de Europa, Francia, España, Italia, Portugal y Grecia, y en todos ellos, son habituales los problemas de sangrado de encías. En el caso de España, un 61% de los ciudadanos han sufrido un episodio de sangrado de encías recientemente y más de la mitad admite que le sangran las encías habitualmente. Según las encuestas, cerca de un 22% de la población admite que le sangran las encías varias veces a la semana y un 28% que le sangran varias veces al mes.

55% de las mujeres frente al 45% de los hombres

La incidencia de problemas bucodentales, según el estudio, es similar entre hombres y mujeres, si bien a los primeros les afecta un poco menos, ya que, frente al 55% de los casos de mujeres con enfermedades orales, se registra un 45% de hombres. La edad media de las personas que sufren sangrado de encías frecuentemente se sitúa en los 44 años.

Estos datos no parecen afectar demasiado a la población española, que se resiste a acudir al dentista para buscar consejo e intentar poner fin a este problema. Somos los europeos que menos van al dentista. Las principales causas, la falta de información, el miedo al dolor y la poca cobertura dental que hay en este país, que es el que más paga de toda Europa por arreglarse la dentadura. Tan solo un 54 por ciento de la población española visita al especialista frente al 64% de Portugal o el 65% de Grecia.

La falta de una o varias piezas dentales son una consecuencia de la falta de cuidado oral y la reconstrucción dental es un procedimiento bastante habitual entre las personas que quieren poner solución a este problema estético y de salud, aseguran en la Clínica Dental Blanc, un centro que hace que todos sus pacientes se sientan como en su propia casa y que su experiencia con ellos sea lo más agradable posible. Para conseguirlo, cuentan con unas cómodas instalaciones, funcionales y modernas para proporcionarles la mejor atención odontológica, porque su mayor preocupación es su sonrisa. Además, dispone de tecnología de última generación que asegura un diagnóstico rápido y preciso, a fin de dar con la mejor solución y con el mejor tratamiento personalizado en función de las necesidades de cada uno de ellos. Trabajan únicamente con materiales de primera calidade, eficace y duraderos, porque quieren dar a sus pacientes, solo lo mejor. Su plantilla multidisciplinar, formada por profesionales en cada área de la Odontología, y en constante formación, está sobradamente preparada para dar respuesta a todos los problemas odontológicos que se le presenten.

La reconstrucción dental la solución ideal para corregir los dientes rotos

Una reconstrucción dental consiste en reparar la dentición dañada y es la solución perfecta cuando hay que reparar casi la totalidad del diente, con el objeto de devolverle su funcionalidad y corregir los problemas estéticos.

En nuestra clínica dental Blanc, realizan tratamientos con carillas dentales, y reconstrucciones con Composite, corona y perno e incrustaciones, para corregir los dientes astillados, rotos o fracturados. A partir de un estudio personalizado, sus odontólogos trabajan en cada caso apostando por los beneficios de la Odontología conservadora y la Estética dental.

Los dientes rotos, suelen deberse a traumatismos diversos y a las caries, que pueden estropear los tejidos orales hasta que las piezas se rompen. La reconstrucción dental se puede realizar en un solo diente o en varios, y si es necesario, es posible reconstruir la boca entera. Cuando faltan muchas piezas dentales se colocan implantes, carillas dentales o coronas para devolver a la boca su funcionalidad y aspecto normal.

La reconstrucción de piezas dentales afectadas puede realizarse a partir de técnicas distintas: composite, corona y perno, incrustaciones, carillas dentales de composite o porcelana…

Vemos pues que hay solución ante un problema estético que afecte a la cavidad oral, aunque desde aquí, recomendamos la prevención, para no tener que recurrir a medidas drásticas. Visita al dentista cada 6 meses.

Deja una respuesta